Conociendo Melgaço y su historia

Nuestro viaje de hoy no lleva a Melgaço, villa “raiana”, en un municipio que esconde numerosos tesoros y rincones de inmensa belleza tanto histórica como natural. Su posición estratégica sirvió de paso único entre Galicia y Portugal a través de los siglos en esta zona del valle del Miño y su fortaleza fue clave en los conflictos entre la corona de León y el Reino de Portugal.

Vamos a recorrer una pequeña parte de este municipio, pues su interior en la zona de Castro Laboreiro da para muchísimo más.

Salimos de Salvaterra de Miño cara a Monçao y pronto nos dirigimos al primer punto que aún se encuentra en este último municipio. Nos vamos a ver un castro coronado por una ermita pero en nuestro camino nos vemos obligado a parar en otra pequeña capilla que esconde un posible tesoro megalítico. Se trata de la capilla de A Senhora da Boa Nova, un pequeño santuario  junto a una roca muy peculiar que fue sacralizada con una cruz de piedra. La gran piedra horadada por la erosión se encuentra hueca y da la impresión de haber sido labrada con una pequeña puerta de entrada. A sus pies veremos unas grandes vistas del gran valle del Río do Mouro. A escasos metros del conjunto existen también un par de molinos de cubo que aprovechaban el agua de un pequeño regato cercano.

CAPILLA Y CRUCEIRO DE A BOA NOVA (MÁS INFO)

Nuestro siguiente objetivo también se puede ver desde aquí, ya que está muy cerquita. Pronto subimos a la cumbre en donde veremos una capilla del siglo XVII construida sobre un castro que hoy recibe el nombre de Nossa Senohra de Graça. Se pueden observar estructuras castrexas circulares pero en el momento de nuestra visita todo estaba tapado con matorral bajo. El castro está muy deteriorado por la construcción de varias pistas sin sentido aparente pero nos quedamos otra vez con las grandes vistas del valle del Miño.

CASTRO DE NOSSA SENHORA DA GRAÇA (MÁS INFO)

Ahora nos vamos a visitar una joya del románico ya en Melgaço, que perteneció a un antiguo monasterio del que aún quedan vestigios. Es el monasterio de Paderne.

IGREJA DE PADERNE (MÁS INFO)

Antes de entrar en el casco histórico de Melgaço nos paramos en un complejo termal. Al igual que en Galicia tuvo su esplendor a finales del siglo XIX y principios del XX y hoy en parte está convertido en spa. Está rodeado de jardines y un río atraviesa el complejo. En el parque podremos ver parte de ese esplendor perdido en forma de fuentes cubiertas con edificios y jardines con escaso mantenimiento, a excepción de las cercanías del hotel que la cosa está más cuidada. Existe en el lugar un puente de piedra del siglo XVIII aunque por desgracia en buena parte está tapado por hierbas que crecen sobre él.

TERMAS DE MELGAÇO (MÁS INFO)

Ya en Melgaço nos quedamos sorprendidos por la historia que rebosa en sus calles y capillas. Casonas, iglesias románicas, murallas, museos… todo ello coronado con una fantástica fortaleza que se encuentra musealizada. Por solo 1 € se puede subir a la torre y disfrutar no solo de las vistas desde lo alto de la torre de homenaje, sino también de un centro interpretativo del mismo castillo y del municipio de Melgaço. Ejemplo que deben tomar algunas torres de Galicia a las que llegas y te las encuentras cerradas incluso el fin de semana.

MELGAÇO, CONJUNTO HISTÓRICO (MÁS INFO)

CASTILLO DE MELGAÇO  (MÁS INFO)

Para el último lugar necesitamos tiempo, tiempo para disfrutar de un entorno fantástico a orillas del Miño. Para ello nos vamos a una ruta que recorre el valle y desde donde podremos ver las pesqueiras seculares en ambas orillas. Aunque el “trilho” (ruta) empieza en el casco histórico nosotros hemos ido directamente a las pasarelas de madera que permiten disfrutar del hermoso paisaje. Para ello nos acercamos a las piscinas municipales y cogemos un sendero en su parte derecha. Desde allí podremos optar a caminar hacia un lado u otro, aunque mejor hacia los dos.

TRILHO DAS PESQUEIRAS (MÁS INFO)

Antes de acabar vamos a visitar dos lugares milenarios. El primero es una capilla románica a las afueras de Melgaço. Es la capilla de Orada, desde la cual podremos ver unas buenas vistas de Melgaço y la silueta de su torre.

CAPELA DE ORADA (MÁS INFO)

Para terminar subimos a la sierra y nos vamos a ver lo que queda de uno de los monasterios más ricos en la anitigüedad, la iglesia de Fiães. Allí veremos la iglesia que conserva rasgos románicos y podremos notar la paz que allí se respiraba siglos atrás. Es una pena que el paisaje de los alrededores están más que “quemaos” de los continuos incendios de esta parte del norte de Portugal.

MONASTERIO DE FIÃES (MÁS INFO)

Quedamos a las puertas de Castro Laboreiro, pero eso es otro viaje, ya que lo que esconde esta zona es realmente espectacular.

Desde luego es un pequeño viaje que merece la pena y que seguro que no nos defraudará.


MAPA DE RUTA

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *