Leyenda e historia en Armeá, el Martirio de Santa Mariña de Augas Santas (Allariz)

Nos toca añadir en nuestra web unO de los lugares más enigmáticos y más completos que hayamos visto hata el momento. Es verdad que Galicia esconde miles de secretos y muchos de esos tesoros aún deben permanecer ocultos esperando a que alguién los saque a la luz. Pero aquí, en Armeá, tenemos al descubierto un gran cacho de historia concentrada en unos pocos kilómetros cuadrados, en el interior de un bosque en donde las rocas, los árboles y el agua se dan la mano para crear uno de los mitos más interesantes de la comarca. Un lugar en donde la historia y la leyenda parecen ir unidas y condenadas a entenderse. Santa Mariña fue martirizada por un pretor romano y hasta fue quemada en un horno. Antes pasó por muchos martirios más, en los que en todos salvó la vida milagrosamente hasta que fue decapitada por el pretor. Una leyenda más sino fuera por que aún hoy se pueden ver diferentes lugares y objetos en donde discurre la leyenda. Por un lado tenemos la ciudad romana de Armeá, en forma de castro y de villa galaico-romano.
CriptaPor otro lado se conserva, en el piso inferior de una basílica incoclusa, lo que podría ser una Pedra Formosa que formaría ni más ni menos que horno prerromano, lugar en donde la leyenda nos cuenta que fue quemada la santa. Pero no solo esto sino muchos más lugares son hoy motivo de culto por los vecinos y la gente que los viene a admirar. Desde la cultura castrexa, los romanos convertidos después en galaicos, pasando por una construcción del siglo VII hasta las edificaciones de los siglos XI y XII. Más de mil años de historia rodeada de leyenda. Es probable que el horno fuera motivo de ritos de iniciación o de una utilización pagana del pueblo hasta bien entrado el milenio. Santuario de Santa MariñaQuizás, la iglesia, intentó evitar este culto con la introducción de la leyenda de la Santa y para ello construyó el Santuario, para desviar la atención a este lugar al cual incluso se quiso proteger con la construcción encima de la basílica de la Asunción, que nunca se llegó a acabar. De la importancia del lugar dan constancia el paso de un ramal de la Via XVIII y posteriormente de la Ruta de la Plata hacia Santiago, es decir que el lugar fue transitado durante cientos de año y es probable que no solo por su villa prerromana sino por algo que existía en este lugar que era el centro de atención para muchos caminantes y quizás peregrinos. Monte Señoriño
Augas Santas y Armeá aún es un tesoro por explorar. Hace dos años, en el 2011, fue descubierto muy cerca otro lugar con excavaciones en la propia roca que pudiera ser incluso un santuario, aunque bies es verdad que también podría haber sido un lugar en donde existían alpendres y lagares. La incógnita aún está por depejar.
Aquí os dejamos nuestra pequeña aportación, para que antes de ir tengáis una ligera idea de lo que podeis encontrar, ya que esto es simplemente una introducción, porque que el lugar esconde muchísimo máS:
QUE LOS DISFRUTEIS.

Monte do Señoriño
Penedo da Moura
Cripta y Basílica de la Asunción
Castro de Armeá
Pioucas da Santa
Santuario de Augas Santas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *