Se venden las piedras del Castillo

Y seguimos pensando que valorar las cosas no implica su estado actual, este se lo confiere el humano con su indiferencia o su egoismo propio, al que al no ver suculento beneficio en el mismo, prefiere abandonarlo a su suerte y es el tiempo su mejor aliado en estos casos, ya que es el encargado de cubrir o destruir lo que sólo nosotr@s creamos.
Valorar las cosas depende del corazón de cada uno, también en esta tarea están los ojos con los que miraremos, ellos crearán la indiferencia o la pasión. Otro de los ingredientes a tener en cuenta en esta valoración, es el intelecto que desperterá el altruismo de la conservación aunque bien es sabido que hay otros casos en los que despierta al puro materialismo del que ve el negocio o la tajada.

Así desde aquí los hay que ven el maravilloso paisaje y otros justo debajo no ven más que negocio.
Ha tenido que ser un inglés el que muestre algo de amor hacia un edificio polémico, desde que se construyó. Ya sus principios no fueron fáciles, su lucha por estar en este enclave queda para otros tiempos, ya que nada pudieron hacer para que este no se construyese los visionarios que no veían buena ubicación en el mismo, no por el sitio que es envidiable sino por lo que entrañaba su construcción. La importancia de la muralla se dejaba a un lado para amparar un lugar de ocio, de recreo para comodidad de muchos o de unos pocos afortunados, el restaurante el Castillo.
En la actualidad se caía a cachos, y poco importaban luchas anteriores en las que la sinrazón dió paso a una construcción que todos recordaremos, algunos agradeciendo su desaparición, otros añorando que no siga en pie y muchos de nosotros recordándolo en la lejania… aquellos tiempos en que poco importaba el PATRIMONIO.
Un empresario compra la piedra de El Castillo para llevarlas a Inglaterra
Lo que esta claro es que Thomas ha visto en el edificio un gran potencial, no sabemos si su apego es emocional, de antiguas visitas a Vigo o conocedor de los materiales de antes, lo que esta claro que lo ha comprado a precio de ganga, a precio… de demolición.
Thomas defendió desde un primer momento este edificio emblemático, la no demolición rondaba su camino, aunque nada pudo hacer, así que, ha cambiado de estrategia, no ha perdido, ha decidido comprar todo “el castillo” y lo va a ubicar en Inglaterra, pero eso sí, empeñado en que se guarde fielmente su esencia, para ello pretende recrear su entorno como quien en vez de una foto colocada en la mesa en un bonito marco, se lo lleva todo… para enmarcarlo en el lugar en el que está ahora su vida.
Tu don dinero que compras postales en las que recrear un pasado y revivirlo en el futuro, tu que lo compras todo… o casi todo el problema es que las rías son difíciles de recrear y no se venden, menos mal por eso esperamos que Thomas y su familia no abandonen las visitas a esta maravillosa tierra a la que enamora gente que lucha por lo que cree y aún con esfuerzos nunca tira la toalla, vale, ayudados por el don amigo.
Una vez más, nos han dado una lección de lo que significa amar algo y luchar porque no se destruya o desvanezca.
Ojalá saliesen muchos amantes del patrimonio y luchasen por defenderlo igual que lo ha hecho Thomas, en Galicia necesitamos
miles de Tomasiños eso si que ayuden a conservar y nos dejen las piedras para disfrute de todo el pueblo gallego porque nuestra historia necesita de altruistas que no muevan piedras de sitio, que las cuiden aquí y hagan de mecenas de un pueblo que ama su historia y al igual que Thomas se dejo el bolsillo en un edificio, los Tomasiños vacien los suyos en el patrimonio.

Thomas Rothschild sólo te pedimos una cosa que lo cuides, que se lo enseñes a mucha gente y que cuentes en donde nació, al abrigo de una fortaleza y con vistas al mar…creció en el paraíso y en la ciudad que nació de un castro.
Te llevas una parte de nuestra ciudad, Vigo.
Serán muchos los que echen en falta tu visión, la de dar utilidad a algo que encierra una historia, tu historia y la de tod@s.

Información básica sobre Protección de Datos
Finalidad: Gestionar el envío de boletines por correo electrónico con información gratuita y sin publicidad, relacionada con los temas que se tratan en las web del dominio galiciamaxica.eu +info Legitimación: Consentimiento del interesado +info Destinatarios: Se comunicarán datos a wordpress.com para gestionar las suscripciones a la lista de correo como plataforma de envío de boletines por correo electrónico. +info Derechos: Tiene derecho a Acceder, rectificar y suprimir los datos, así como otros derechos, como se explica en la información adicional. +info Plazo de conservación de los datos: Hasta que no se solicite su supresión por el interesado. Información adicional: Puede consultar la información adicional y detallada sobre Protección de Datos Personales en Galicia Máxica +info Responsable: Alberto Alonso de Dios (Galicia Máxica)+info

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *